Saber Vivir

Comparte en Redes
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

¿Cuántos de los que estáis leyendo este artículo sabéis realmente vivir? ¿Cuántos de vosotros diríais que tenéis un diez en la asignatura de saber vivir? ¿Qué significa exactamente saber vivir?

Un día te levantas y sientes que te dedicas a lo que te gusta, y además de pronto te apetece dar un paseo por la naturaleza y puedes decidir tomarte un rato para ti antes de comenzar con tus tareas diarias, bien sean de trabajo o de placer. Llega la hora de la comida y crees que lo mejor es llamar a una amiga para comer y tomarte la tarde libre para ver a tu familia y pasear con tu mascota porque hace un día espléndido, la primavera está llegando y tú no quieres perderte ese momento por nada del mundo. Después de una agradable comida con tu amiga, sin prisas y disfrutando de cada momento a tope, te entran ganas de ir por la noche al cine a ver una peli divertida, con un picnic de la mano, junto una buena compañía, lo piensas y lo haces. Cuando llega el momento de ir a dormir acompañada de los capítulos de una intrigante novela, respiras hondo y profundo llena de satisfacción porque sabes que hoy te has dedicado a lo que de verdad te hace sentir bien, rodeada de las personas que quieres y valoras,  regalándoles parte de tu tiempo. Justo antes de que tus ojos se cierren se te ocurre que sería una buena idea viajar unos cuantos días por la vieja Europa y a la vuelta hacer una estancia en un balneario donde puedas hacer un tratamiento desintoxicante para cuidar tu cuerpo. Eso es saber vivir.

Cuando haces la compra en el super buscas alimentos que potencien tu energía de forma natural, que te hagan sentirte bien, porque sabes que mente y cuerpo van unidos. Lees y te informas sobre cómo mejorar tu salud, practicas deporte semanalmente de forma equilibrada y buscas momentos de meditación y silencio mental. Eso es saber vivir.

Según te va dando la vida, tú también das a los demás en distintos formatos, a veces das dinero para ayudar a alguien o alguna causa y en otras ocasiones das tu tiempo para contribuir a generar nuevas ideas constructivas para la sociedad, ofreces tu apoyo a los demás siempre que se presenta la ocasión porque has entendido perfectamente la ley del universo, según das, así recibirás y porque eres muy consciente de que crear un mundo mejor es cosa de todos y cada pequeña acción es de suma importancia. Esto es saber vivir.

En definitiva, saber vivir, significa cuidar tu cuerpo y mente, encontrar el equilibrio, respetar a los demás, ayudar, contribuir a crear, invertir tu tiempo, el valor de más grado que posees, en todo aquello que te potencia, que eleva tu espíritu, disfrutar cada pequeño momento como si fuera la última vez, practicar el estar “presente en el presente”, escuchar atentamente a las personas que te hablan, sumergirte en las conversaciones, dar ejemplo a los demás, siendo un modelo de inspiración para otras personas que todavía no han comprendido que la vida no se trata de correr de un lado para otro como locos y perseguir las metas como si nos fuera la vida en ello sin apenas disfrutar los días y cuando llega la noche ni siquiera recordar que hemos hecho por la mañana y por la tarde de lo atropellados que hemos ido. Saber vivir es un arte, un aprendizaje para esta veloz sociedad que hemos creado entre todos y que ahora tenemos la gran RESPONSABILIDAD de cambiar, mejorar y equilibrar.

Aprende a saber vivir, LA RECOMPENSA MERCE LA PENA

Comparte en Redes Sociales si te gustó 😉
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Blanca Holanda. escritora de libros y novelas tales como: La coleccionista de sensaciones o Clandestina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Clandestina La Novela de Blanca Holanda

Accede a tu parte prohibida

¿Qué vida diseñarías en una hoja en blanco? 

¿Hasta qué punto cada persona esconde una parte clandestina?