Fábula la liebre y la tortuga

Comparte en Redes
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Imagen Liebre y tortuga

Imagen Liebre y tortuga

Un día estaban la liebre y la tortuga discutiendo acerca de cual de los dos era mas veloz. Después de mucho discutir, decidieron que la mejor manera de resolverlo era participando en una carrera.

El día de la carrera, la liebre confiada por su gran velocidad, no se apuro por ir muy rápido, sino que corrió durante unos kilómetros y luego se acostó a un lado del camino hasta que se quedó dormida. La tortuga, sin embargo, sabía que era mucho más lenta así que corrió sin cansancio hasta llevarle mucha ventaja a la liebre.

Al final la tortuga ganó la carrera y la liebre no pudo hacer nada.

Esta fábula nos enseña que a pesar de los dones naturales de cada uno, lo importante es dedicar trabajo y esfuerzo a nuestros objetivos y así, lo que nos propongamos aunque nos cueste un poco más, al final lo conseguimos.

Comparte en Redes Sociales si te gustó 😉
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Blanca Holanda. escritora de libros y novelas tales como: La coleccionista de sensaciones o Clandestina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Clandestina La Novela de Blanca Holanda

Accede a tu parte prohibida

¿Qué vida diseñarías en una hoja en blanco? 

¿Hasta qué punto cada persona esconde una parte clandestina?